Tal vez esté equivocado, pero creo que antes de comprar mi primer iPhone era más ágil a la hora de hacer cálculos mentales, recordar números, nombres y analizaba con más detalles. Hoy, con suerte, logro hacer una multiplicación mental rápida de tres dígitos.

Hay una asociación entre el uso frecuente de los celulares y las personas con puntajes más bajos de inteligencia

¿Será que el celular me hizo más perezoso, más lento a la hora de procesar información, menos inteligente?

Según una reciente investigación de la revista Computers in Human Behavior, las personas intuitivas (que dependen con frecuencia de sus emociones e instintos para tomar decisiones), usan con más frecuencia el buscador de sus celulares, en vez de intentar de pensar los problemas por ellos mismos. En cambio, las personas analíticas prefieren pensar más el problema antes de buscar en sus celulares. Estos resultados se desprenden de un análisis del estilo cognitivo, habilidades verbales y numéricas y los hábitos de uso del celular de 660 sujetos.

¿Cómo se traducen estos resultados? Según Gordon Pennycook, coautor del estudio, esto significa que hay una asociación entre el uso frecuente de los celulares y las personas con puntajes más bajos de inteligencia.

Todavía se necesita más investigación

Pero estos hallazgos no contestan la pregunta inicial: ¿los celulares afectan la inteligencia? Los investigadores explican que todavía se necesita más investigación, pero creen que evitar usar la mente para resolver problemas podría provocar consecuencias adversas para nuestro cerebro.

Todo indica que nuestra dependencia aumentará. Google y Apple, los dos líderes de la industria de celulares, están trabajando incansablemente en tecnologías que nos atrapen aún más, Apple Watch o Android Wear, por ejemplo. Por eso es importante que la psicología ofrezca respuestas concretas sobre las consecuencias de su uso excesivo. El problema es que los celulares llegan rápido a las manos de la gente. La ciencia no.

Fuente: ScienceDaily
Imagen: Wired