Hemos cubierto varios artículos y entrevistas en Psyciencia sobre Terapia de Aceptación y Compromiso (ACT), y hoy agregamos una más, esta vez sobre un tema poco usual en psicología.

Sponsor exclusivo

Se suele pensar que terapia de aceptación y compromiso es un abordaje clínico, y que solamente es un abordaje clínico, pero lo cierto es que se basa en una base científica más amplia que permite abordar otros temas vinculados con lo humano en general. Para ilustrar esto tuvimos una entrevista con Daniel J. Moran.

DJ (su apodo), es un psicólogo con una amplia carrera dentro de ACT. Ha escrito de dos libros y varios artículos científicos, ha entrenado terapeutas alrededor del mundo y ha aparecido regularmente en programas de televisión sobre personas con acumulación compulsiva.  Es un hombre alto, afable, fanático del heavy metal y muy, pero muy poco ortodoxo en sus clases y presentaciones. Hemos cruzado algunas palabras en congresos y por correo, y siempre ha sido extraordinariamente amable, por lo cual decidimos recompensar su amabilidad haciéndolo trabajar.

Y es que DJ trabaja con ACT en un ámbito poco usual para un psicólogo: seguridad laboral. Específicamente, utiliza intervenciones de mindfulness, aceptación y valores para ayudar a mejorar la seguridad de trabajadores en diversos ámbitos. Recientemente ha escrito un libro, “Building Safety Commitment“, dirigido específicamente a trabajadores. Nos dio curiosidad el tema, por lo cual lo invitamos a una entrevista, en donde le preguntamos sobre este y otros temas en los que trabaja.

 DJ trabaja con ACT en un ámbito poco usual para un psicólogo: seguridad laboral

 ***

—[F.M.)Hola DJ, gracias por acceder a la entrevista. Es un honor tenerte en nuestro blog. ¿Podrías contarnos un poco de tu background como psicólogo?

[D.J.M.] Claro. Recibí mi doctorado en Psicología Clínica y Educativa en la Hofstra University en Nueva York. Mi supervisor fue Kurt Salzinger, un pionero en el campo de análisis conductual clínico, y él me enseñó mucho sobre conductismo radical y B.F. Skinner. Me volví tan fanático de B.F. Skinner que casi le pongo de nombre a mi hijo Burrhus Frederick Moran… pero me alegro de que mi esposa me haya convencido de no hacerlo!

—Yo también me alegro por eso… Como quizá sepas, a menudo la gente piensa sobre ACT como sólo un abordaje de psicoterapia, pero estás trabajando con los principios del modelo en un campo muy distinto, el campo de la seguridad laboral. Has escrito un libro para trabajadores llamado “Building Safety Commitment”, y me encantó el tono intensamente práctico que tiene el libro. Y sé que has tenido experiencia de primera mano en eso también, ya que has llegado con una formación inusual para un psicólogo: ¡hace varios años eras electricista! No muchas personas están familiarizadas con el papel que la psicología puede desempeñar en esa área en particular, ¿qué podrías decirnos acerca de seguridad laboral y de cómo un abordaje conductual resulta útil allí?

Trabajar es una actividad intensamente humana. Es lo que hacemos. Las personas trabajan… ya sea como jefe, carpintero, obrero en una fábrica, psicólogo, maestro, o como padres… nos involucramos en acciones para lograr ciertos objetivos que nos importan. Todos los principios del análisis conductual y de ACT que podemos para ayudar a que las personas en una clínica de salud mental logren ciertos objetivos … bueno, muchos de esos principios pueden ser utilizados para ayudar a las personas con el liderazgo, la innovación, la productividad, y la seguridad en los lugares de trabajo. Cuando era electricista, me di cuenta de que algunas personas habían estado muy cerca de herirse o lastimarse sólo porque no estaban prestando atención a lo que hacían, o porque estaban distraídas. Cuando empecé a practicar mindfulness, pensé que hacer que otras personas aprendieran sobre mindfulness podría ayudarlas a estar más seguras. Hay un área de investigación en psicología industrial/organizacional que se llama “conciencia situacional” que trata acerca de cómo estar conciente de tu entorno. Pensé que sería una buena idea aplicar prácticas de mindfulness para incrementar la conciencia situacional en el trabajo. Los obreros de primera línea que asisten a mis entrenamientos parecen experimentar muy positivamente el aprender más sobre acción conciente.

Pensé que el abordaje basado en la evidencia para que las personas actúen de manera segura en el trabajo, llamado Behavior-Based Safety [BBS], se podía combinar bien con el componente de Acción Comprometida del modelo del hexágono de ACT. Entonces, combino ACT con BBS, y las personas parecen responder muy positivamente. No me gusta llamarlo terapia, por lo cual me refiero a lo que hago como ACTraining (ACT-entrenamiento).

Y de paso, gracias por las palabras amables que has dicho sobre mi libro.

—Es un buen libro, y ciertamente ha sido una lectura diferente para mí. Ahora bien, ¿cómo estás aplicando los principios de ACT en esa área, qué tiene ACT para ofrecer ahí, y cuáles son los resultados esperados de una intervención en seguridad laboral con esas características?

Bueno, una de mis metas es ayudar a convertir las habilidades de mindfulness en algo que sea muy comprensible y práctico para cualquiera. Me gusta hablar acerca de “acción conciente” con las personas con las cuales trabajo, en lugar de hablar de meditación. Me gusta enseñarles a prestar atención a lo que están haciendo, especialmente porque trabajan en entornos peligrosos. Y además hago ejercicios simples de clarificación de valores con ellos, hablamos acerca de las razones por las que están están en ese trabajo. Por supuesto, las personas suelen decir inicialmente que trabajan “por el dinero”, pero luego indagamos un poco más profundamente acerca de por qué por qué necesitan el dinero y a qué se destina. La mayoría de las personas comienza a hablar sobre sus valores si se sigue esta línea de preguntas. Es interesante escuchar hablar a obreros acerca de por qué trabajan tan duro… Una conversación guiada por ACT por lo general desemboca en que de hecho están trabajando por su familia y su salud, vivienda, y valores recreacionales…. Y es entonces cuando vinculamos esos valores con un compromiso a trabajar de manera segura de manera que puedan alcanzar sus objetivos en esas direcciones valiosas.

 Me gusta enseñarles a prestar atención a lo que están haciendo, especialmente porque trabajan en entornos peligrosos

Sé que ir hasta refinerías de petróleos, plantas de papel y fábricas de ensamblado para aplicar conceptos de ACT es bastante inusual, pero me encanta.

—Suena interesante, en efecto. Y dado que estamos hablando de áreas inusuales: sos una estrella de TV! Sé que has sido uno de los terapeutas en el show de TLC “Hoarding: Buried Alive”, y en el show de AC “Confessions: Animal Hoarding”,  ambos shows sobre personas acumulando objetos o animales al punto de poner en riesgo sus vidas. ¿Cómo fue trabajar con ellos? ¿Podrías contarnos sobre el tipo de intervención que has usado allí?

Realmente me gustó hacer esos programas. Filmamos 25 episodios, pero sólo 19 se emitieron, algunos de los episodios eran demasiado perturbadores para la televisión!

Uno de mis episodios favoritos fue cuando le enseñé a una persona principios de ACT y luego, cuando estaba alterada por el hecho de que el equipo de limpieza estaba despejando su casa, le pregunté “Estás Ok con estas emociones?” y su respuesta fue “en este momento, no!”. Aprecié que se apropiara del hecho de que estaba enojada, dispuesta a aceptarlo, pero al mismo tiempo sabía que eventualmente iba a pasar. Y de hecho estuvo dispuesta a volver a despejar su casa porque era una meta importante dirigida a sus valores… aún cuando estuviera enojada.

Antes de hacer cualquier tratamiento, se necesita un análisis funcional sólido. Durante mi terapia individual con mis pacientes, uso ACT… y veo si es razonable que la persona se comprometa a limpiar un poco el espacio en donde vive. Siempre realizo un consentimiento informado para esa parte del tratamiento. Si uno hace ese tipo de ejercicio de exposición a un ritmo que el paciente está dispuesto a aceptar, se puede lograr mucho.

Antes de hacer cualquier tratamiento, se necesita un análisis funcional sólido

—La primera vez que escuché tu nombre fue en relación con el trabajo que la ACBS estaba llevando a cabo en Sierra Leona, en África. Sé que has trabajado con el grupo Commit and Act, realizando entrenamientos ACT allí. ¿Cuál era el propósito de esa iniciativa?

Ir a África fue una experiencia que me cambió la vida. Nuestro propósito primario en Sierra Leona era entrenar en Terapia de Aceptación y Compromiso a terapeutas que trabajan con trauma. Hicimos talleres con trabajadores sociales, enfermeras, y consejeros pastorales de manera que pudieran utilizar los principios de ACT con las personas que habían sufrido traumas relacionados con ser sobrevivientes de la guerra civil. De hecho, las personas que más necesitaban ayuda eran los niños soldados que habían crecido y comenzaban a tener una perspectiva más madura de lo que habían experimentado durante la guerra. Y de hecho, las personas que asistían a los talleres y trabajaban como profesionales de salud mental habían sido niños-soldados. Tuvimos conversaciones muy intensas y enriquecedoras acerca de los horrores de la guerra, y también sobre la magnanimidad de la comunidad que recibió a estos niños soldados luego de la guerra. Hablamos mucho acerca del perdón. Mi entrenamiento en ACT y en Psicoterapia Analítico Funcional resultó muy útil para trabajar en esta situación. Poder hablar de aceptación y valores con las personas en los talleres fue muy importante. Nuestra meta era entrenar, pero el resultado fue también ayudar a sanar.

 Las personas que más necesitaban ayuda eran los niños soldados que habían crecido y comenzaban a tener una perspectiva más madura de lo que habían experimentado durante la guerra

—De tanto en tanto tengo intercambios interesantes con colegas que vienen de las alas de TCC [Terapia Cognitivo Conductual], más tradicionales, por decirlo de alguna manera, y uno de los temas que a menudo surge en esas discusiones es el papel de los procedimientos de reestructuración cognitiva, si son útiles o dañinos, si deberíamos seguir usándolos, etcétera. Ahora bien, he leído un artículo interesante sobre ese tema que has escrito con nada más y nada menos que Albert Ellis, acerca de un vínculo posible entre RFT [Teoría de Marco Relacional], y TREC [Terapia Racional Emotiva Conductual]. ¿Qué crees que RFT puede ofrecer a los procedimientos usuales de TCC y cuál dirías que es su papel en ACT? Para decirlo más brutalmente, ¿dirías que está “mal” —o que es al menos inconsistente con el modelo— utilizar reestructuración cognitiva en ACT?

Wow, es una pregunta difícil. Como sabrás, Albert Ellis escribió el que sería el primer artículo de TCC en 1958. He tenido mucha suerte y ha sido un honor haber sido el co-autor de su último artículo, que es al cual te estás refiriendo. El corto tiempo en que pude trabajar con Albert Ellis resultó una gran experiencia. Realmente admiro lo que hizo como pionero en terapia cognitivo-conductual. Él estaba abierto a la idea de que su teoría fuera analizada a través de la lente de la ciencia contextual conductual, quería saber cómo Terapia Racional Emotiva Conductual podía ser vista a través de la perspectiva de Teoría de Marco Relacional.

En el artículo que escribimos con Ellis y con J.T. Blackledge, echamos un vistazo a qué es lo que sucede —desde un punto de vista de ciencia contextual conductual— cuando TCC resulta útil. Es un artículo complejo que sería difícil de explicar en pocas líneas, y estaría dispuesto a enviárselo a los lectores interesados que me enviaran un email. En ese artículo básicamente utilizamos una perspectiva de ciencia natural sobre cómo algunas intervenciones TCC cambian el lenguaje de las personas. Cuando los pacientes en terapia pueden aprender fluidamente a decir de manera racional “Preferiría que este evento determinado no me hubiera sucedido”, en lugar de decir algo más clínicamente relevante e irracional como “Este evento desagradable no debería haberme pasado”, esto puede tener un impacto en el sufrimiento para algunas personas.

En ciertos contextos, pareciera razonable ayudar a las personas con las creencias irracionales y distorsiones cognitivas de una forma TCC más tradicional; sin embargo —y este es un fuerte “sin embargo”— pienso que entrenar a las personas en defusión —notar concientemente los pensamientos que puedan ser problemáticos y no permitir que te alejen de llevar a cabo acciones valiosas—, puede tener un impacto significativo en el pensamiento disfuncional y puede ayudar a las personas a reducir su sufrimiento y mejorar su calidad de vida.

Quiero unir fuerzas, encontrar puntos en común, y difundir una ciencia conductual sólida

Y en cuanto a la idea de terapia inconsistente con ACT… esto requeriría una larga discusión y quizá algunos casos como ejemplo para argumentar de una manera clara. Pero dicho en pocas palabras, no creo que la idea en terapia sea adherir estrictamente a un régimen particular, sino evaluar las necesidades del paciente, el repertorio conductual y las posibilidades en el ambiente, y considerar desde allí qué abordaje en esa situación sería apropiado para esa persona en ese lugar y en ese momento. A veces la psicoeducación y enseñarles nuevas perspectivas a los pacientes sobre sus problemas —lo que podría ser considerado TCC tradicional— puede tener un lugar. Pasa que, si realmente queremos ser consistentes con ACT, una perspectiva pragmática que permita reducir el sufrimiento es más importante que la rigidez en el abordaje de tratamiento.

—Creo que nunca hemos hablado de la ACBS [Asociación para Ciencia Contextual Conductual, por sus siglas en inglés] en tanto organización en el blog. Ahora bien, en tanto miembro de la mesa directiva de la ACBS, ¿cuál dirías que es la misión de la ACBS y donde hacia donde querrías que avanzara en el futuro?

La ACBS es el hogar de mis valores profesionales. Es un honor estar ayudando en la conducción de esta organización como miembro de la mesa directiva… Realmente disfruto ser parte de esta comunidad científica que avanza hacia reducir el sufrimiento y mejorar la calidad de vida de las personas.

Lo que más me interesa es difundir nuestra ciencia lo más ampliamente posible. Como verás por mis respuestas, me gustaría difundir el mensaje de la ciencia contextual conductual en tantos lugares como sea posible. Por eso fui a África, acepté estar en los programas de TV, comencé una compañía que lleva ACT hacia las situaciones de seguridad y liderazgo en las empresas, e incluso crucé el puente entre TCC y ACT con el artículo sobre RFT que escribimos con Al Ellis.

Quiero unir fuerzas, encontrar puntos en común, y difundir una ciencia conductual sólida a quienes potencialmente estén  interesados alrededor del mundo. Me gustaría que ACT y RFT se dispersen a lo largo y a lo ancho; no sólo quiero que la ACBS crezca y que tenga un impacto mayor, sino que también quisiera que se volviera más culturalmente diversa. Deberías unirte al comité de la ACBS, Fabián… podrías hacer grandes contribuciones al liderazgo de nuestra organización!

Pero a fin de cuentas, mi objetivo es ayudar a las personas. Realmente. Suena básico y quizá demasiado simple, pero sé que es lo que elijo hacer con el tiempo limitado que tengo en este mundo: contribuir a reducir el sufrimiento, mejorar la calidad de vida de las personas, y tener tiempo para experiencias divertidas con las personas que amo. La ACBS provee una vía para esa misión y estoy feliz de ser parte de ella.

Gracias Fabián!

—Gracias a vos!

***

Si están interesados en el trabajo de DJ, este link los lleva a su sitio web laboral, Pickslyde Consulting, y este otro al sitio web de su último libro. Si son terapeutas ACT, DJ tiene un excelente podcast, llamado Functionally Speaking, al cual pueden acceder con este link, y también pueden revisar su libro para terapeutas en Amazon siguiendo este link.