Photo by patricia serna on Unsplash

Un estudio se interesó por estudiar la relación entre el índice cintura-altura (ICA) y los síntomas de ansiedad presentados por mujeres de edades comprendidas entre los 40 y 59 años. De acuerdo con sus resultados una cintura mas gruesa podría ser un indicador bastante sólido de ansiedad en dicha población.

Para la investigación se analizaron datos de 5.580 mujeres de entre 40 y 59 años, provenientes de 11 países latinoamericanos. Del total de participantes, 57,9% ya habían pasado la menopausia y 61,3% reportaban tener ansiedad.

Los síntomas de ansiedad fueron evaluados a través de la Escala Goldberg para Ansiedad y Depresión, mientras que el ICA se calculó de acuerdo a estándares de la OMS. Las participantes fueron categorizadas en terciles a saber: alto, medio y bajo, utilizando valores de corte de 0.45 y 0.6.

Sponsor Exclusivo:

El uso del ICA, determinado al dividir tu cintura por tu cadera, se consideró el mejor indicador para evaluar el riesgo cardiometabólico y la grasa abdominal. De acuerdo con guías generales, una mujer puede considerarse obesa si su cintura mide más de la mitad de su altura.

Los resultados del estudio revelaron que casi el 56% de las mujeres ubicadas en la sección baja tenían ansiedad. Mientras tanto, los otros dos grupos presentaban porcentajes mayores: 59,7% para el grupo del medio y 68,4% para el grupo alto.

“Los cambios hormonales podrían estar involucrados en el desarrollo tanto de la ansiedad como de la obesidad abdominal por su rol en el cerebro y en la distribución de la grasa”, explica JoAnn Pinkerton, director ejecutivo de la Sociedad Norteamericana de Menopausia.

En 2016, un estudio nacional en el Reino Unido sugirió una tendencia donde los niveles de ansiedad llegan a un punto crítico en persona de mediana edad. Según la Dra. Helen Webberley se han observado más en mujeres y el pico parece ser a los 40 años. Las razones pueden ser variadas, pero según ella, lo que más se ve son personas que tienen más de un trabajo, niños y una casa que mantener. Además a esa edad además, es muy común que tengan a su cuidado familiares de avanzada edad.

En la investigación fue posible observar que las mujeres en los dos grupos de arriba eran significativamente más propensas a presentar ansiedad, comparadas con el grupo bajo. Aun más, las mujeres en el grupo alto eran más propensas a mostrar signos de ansiedad comparadas con los otros dos grupos. Los autores creen que el aumento de la frecuencia de ansiedad en mujeres de la mediana edad podría ser resultado de una disminución en los niveles de estrógeno (que tiene un rol neuroprotector).

Los resultados de esta investigación deben ser tomados en cuenta por los proveedores de salud ya que sugieren que el ICA puede ser un indicador que nos muestre que debemos evaluar los niveles de ansiedad en estos pacientes.

Fuente:Medical Daily

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.