La investigadora Brené Brown usa su talento para contar historias y nos transmite su experiencia investigando la vergüenza, que ella define como el miedo a estar desconectados de los otros, porque tenemos algo que creemos que nos hace menos valiosos. Luego de 6 años y un montón de datos revisados, dividió a la muestra en dos: las personas que tenían un fuerte sentido de dignidad y las que no.

Brown decidió concentrar su investigación en estas personas con fuerte sentido de dignidad para ver qué tenían en común. Uno de los factores en común que más le llamó la atención (y la sacudió emocionalmente) fue la vulnerabilidad. Estas personas creían que lo que los hacía vulnerables los hacía hermosos también, aunque fuera incómodo o doloroso. Era necesario ser vulnerables.

Brené siguió su investigación en esta línea, ya que quería descubrir porqué luchamos contra la vulnerabilidad. Si querés saber a qué conclusión llegó, mira la conferencia.

Fuente: TED

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.