Cuando un niño llega a consulta, trae un gran peso sobre su espalda. Pero en su mirada, podemos advertir que hay algo que con gran fuerza quiere salir y brillar. Cada encuentro es especial, único, y los niños hacen de la conversación un acontecimiento mágico. Ellos son los protagonistas, dueños de una imaginación fantástica e ideas ingeniosas. (Descarga el PDF Informativo)

Sin embargo, muchos de estos niños, antes de encontrarnos, han pasado por procesos fríos, deshumanizados, en los que la conversación cálida y amable, la escucha empática y la complicidad, se han cambiado impunemente por mecanismos de poder cuya finalidad es articular información para establecer, arbitrariamente, sin una pizca de justicia, un diagnóstico, confirmando que el niño es el portador del problema y su familia incapaz de brindarle atención y soluciones, ya que carece del conocimiento y las habilidades necesarias. Desde este modelo, hacen falta 3 o 4 sesiones iniciales donde el niño es sometido a una serie de pruebas psicológicas para ser finalmente etiquetado y presentado nuevamente a la familia o a la escuela a través de un informe saturado de problemas, déficits, y, en algunos casos, la prescripción de fármacos para “aliviar los síntomas de la patología”.

Estos hechos me obligaron a pensar, con tristeza pero con mucha esperanza, que es necesario un cambio, y que este proviene de recordar que el mundo no habla: sólo nosotros lo hacemos. Los dos años desarrollando el proyecto “Cazadores de miedos”, donde he recibido niños afectados por los efectos que ha producido el temor o alguna situación traumática en su vida, me han permitido hallar algunas respuestas a preguntas importantes dentro de la práctica, que serán los objetivos del taller:

1.¿Qué es lo que permite a un niño y su familia percibir, al final de la primera entrevista, que se encuentran muy cerca de cumplir con su objetivo y empezar a vivir una historia alternativa al problema?
2.¿Cómo podemos descubrir los conocimientos del niño usando técnicas de base local para cambiar las historias dominantes y saturadas de problemas que identifican al niño con el problema?
3.¿Cómo desarrollar el primer encuentro con el niño?
¿Cómo cautivarlo?
4.¿Cómo responder en su lenguaje?
5.¿Cómo se encuentra la familia en ese momento?
6.¿Qué preguntas podemos realizar para descubrir sus recursos y habilidades?
7.¿Cómo participar con ellos en conversaciones externalizantes?
8.¿Cómo utilizar la pregunta de la escala para construir objetivos y facilitar el seguimiento?
9.¿Cómo se construyen las historias alternativas y las preguntas que generan experiencia?
10.¿Cómo podemos aprovechar los documentos terapéuticos para elaborar Guías y Manuales de Conocimiento?
11.¿Qué podemos hacer en la segunda sesión para ampliar el cambio y los conocimientos del niño y la familia?
12.¿Cuáles son los siguientes pasos?
13.¿Cómo abreviar la terapia sin dejar de ser efectiva?

Este taller descubre además cómo la Terapia Narrativa de David Epston, la filosofía de Richard Rorty y Judith Shklar, junto con la etnografía de George Marcus, nos ayudan a configurar una terapia solidaria y justa, donde el lenguaje nos permite diseñar realidades soñadas y descubrir los recursos y las habilidades que el niño necesita para disolver el problema.

Artículo relacionado:
Dr. Fone, la aplicación que necesitas para liberar espacio en tu iPhone

METODOLOGÍA:

En este curso, la teoría es práctica aprendida y la práctica teoría vivida, de manera que junto a los principios y conceptos del modelo, pasaremos a descubrir las habilidades necesarias y la forma en que los participantes pueden usar estos recursos en sus contextos de trabajo. Además, los participantes tendrán acceso a sesiones de terapias grabadas, donde descubrirán la metodología de trabajo en la terapia con el niño y la familia. También tendremos dos instancias de encuentro grupal a través de Skype, previamente coordinados.

¿QUIÉNES PUEDEN PARTICIPAR DE ESTE CURSO?

Psicólogos, psicoterapeutas, terapeutas familiares, estudiantes de psicología, docentes, tutores, médicos, enfermeras, y cualquier profesional que trabaje en contextos de atención familiar e infantil.

¿CUÁNTO DURA ESTE CURSO?

6 Semanas, y se desarrolla enteramente online desde nuestra plataforma educativa.

¿CUÁL ES EL VALOR DE ESTE CURSO?

80 dólares americanos.

(Pregunta por el precio especial de SUSCRIPTOR si lo eres.)

¿OTORGAN ALGÚN CERTIFICADO?

Si, por 30 horas académicas otorgadas por el CENTRO LATINO DE TERAPIA BREVE CENTRADA EN SOLUCIONES.

DOCENTE:

Jorge Ayala es psicólogo y psicoterapeuta. Es Co-Fundador del “Centro Latino de Terapia Breve Centrada en Soluciones”. Vive y trabaja en la ciudad de Lima y forma parte del equipo docente de la Escuela Sistémica de Terapia Familiar “Juan Luis Linares”, de la ciudad de Cajamarca. Dirige al Área de Psicoterapia de “Artesanador”, un centro de medicina complementaria, y trabaja en práctica privada. Formado en Terapia Sistémica Breve en IFAMI, dedica su tiempo a distintos proyectos, entre los que destacan “Cazadores de miedos”, un esfuerzo por ayudar a los niños que sufren los efectos del miedo, y “El Terapeuta Estúpido”, un blog donde comparte artículos y publicaciones, entre ellas, “Manifiesto El Terapeuta Estúpido”, “Lista de chequeo para el manejo de la externalización en la terapia de pareja”, “La primera entrevista como catalizadora de recursos y resiliencia en las personas”.

Este año ha colaborado con dos textos, “La solución llega antes que el problema: terapia breve de pareja centrada en soluciones”, y, “De los días raros a los días seguros: la terapia del miedo infantil”, para el libro “Terapia Sistémica Constructivista. Fundamentos y aplicaciones”, que edita Felipe García en Santiago de Chile.

El curso online que dirige desde hace un año, “Mucho más que un milagro. La Terapia Breve Centrada en Soluciones”, ha recibido ya más de 30 alumnos provenientes de distintas partes del mundo.

Informes e Inscripciones

Al correo [email protected]

Al teléfono: (+51) 959714520

Comparte tu opinión

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.