En la actualidad, para la mayoría de los psicólogos, la conciencia consiste en conocernos a nosotros mismos y a nuestro ambiente. Es la que trae a la superficie la información variada, que nos permite reflexionar y elaborar planes. Cuando aprendemos un concepto complejo o una conducta, como conducir un automóvil, dirige nuestra concentración hacia el coche y el tráfico. Este conocimiento varía con nuestro nivel de atención. Con la práctica, la conducta se convierte en algo automatizado y ya no requiere atención exclusiva, de modo que tenemos libertad para centrarnos en otras actividades. Si le pido que preste atención al peso de su cuerpo presionando las nalgas mientra lee un libro sentado, momentáneamente usted detendrá la lectura.

Es como un director ejecutivo cuyos ayudantes se ocupan automáticamente de los asuntos de rutina

El conocimiento consciente nos permite ejercer un control voluntario y comunicar nuestros estados mentales a los demás, aunque la conciencia es solo la punta del iceberg ya que existen investigaciones que revelan que procesamos una gran cantidad de información fuera de la conciencia. Por ejemplo, cuando encontramos a alguien, de manera instantánea e inconsciente reaccionamos a su sexo, edad y aspecto físico y luego nos damos cuenta de nuestra respuesta. Cambiamos nuestras actitudes y reconstruimos nuestros recuerdos sin ser conscientes de ello.

Artículo relacionado:  Definición de la semana: Castigo

A diferencia del procesamiento paralelo de la información inconsciente, el procesamiento consciente tiene lugar como una secuencia (en serie). La conciencia es relativamente lenta y tiene una capacidad limitada, pero esta preparada para resolver problemas nuevos. Es como un director ejecutivo cuyos ayudantes se ocupan automáticamente de los asuntos de rutina. Al conducir por un trayecto conocido, sus manos y pies conducen mientras que su mente entabla una conversación. Volar con el piloto automático le permite a la conciencia (director ejecutivo de la mente) controlar todo el sistema y ocuparse de los nuevos desafíos.

Fuente: Myers, D. (2006), Psicología 7ma edición, Editorial Médica Panamericana: Madrid.
Imagen: emiliokuffer (Flickr)

1 COMENTARIO

  1. La definición es superficial ya que solo menciona la «actividad» de la conciencia y no su «esencia». De hecho los físicos cuánticos revelaron que todavía no entendemos que es la «Conciencia» ni como afecta al mundo material. E este y otros sentidos la filosofía la sicología estan muy retrasadas como para dar cuenta de estos fenónmenos siquicos y físicos.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.