Haz click en la imagen para agrandarla.

La persona que sufre agorafobia siente un miedo y una ansiedad intensa de estar en lugares donde es difícil escapar o donde no se podría disponer de ayuda. Generalmente involucra miedo a las multitudes, a los puentes o a estar solo en espacios exteriores.

Ese miedo y ansiedad excesiva provoca que las personas con agorafobia eviten los lugares o situaciones porque no se sienten seguros en lugares públicos.

Principales síntomas físicos:

  • Corazón acelerado.
  • Sudoración.
  • Molestia o dolor torácico.
  • Temblores.
  • Asfixia.
  • Mareo o desmayo.
  • Náuseas u otro malestar estomacal.

Síntomas de la agorafobia:

  • Miedo a quedarse solo.
  • Miedo a estar en lugares donde el escape podría ser difícil.
  • Miedo a perder el control en un lugar público.
  • Dependencia de otros.
  • Sentimientos de separación o distanciamiento de los demás.
  • Sentimientos de desesperanza.
  • Sensación de que el cuerpo es irreal.
  • Sensación de que el ambiente es irreal.
  • Temperamento o agitación inusual.
  • Permanecer en casa por periodos prolongados.
Artículo relacionado:
El éxito empresarial de los inadaptados

Tratamiento

El tratamiento se centrará en ayudar al paciente a desempeñarse y sentirse mejor. La Terapia Cognitivo Conductual (TCC) es el método de tratamiento habitual y en ocasiones se utiliza en conjunto con antidepresivos y en algunas ocasiones algunos medicamentos ansiolíticos.

(No te pierdas nuestro artículo: Trastorno de Pánico: Una guía para profesionales)

La terapia cognitiva conductual implica de 10 a 20 consultas e incluye:

  • Aprendizaje de técnicas de manejo de estrés y relajación.
  • Psicoeducación: que busca orientar y normalizar los síntomas del paciente a través de información adecuada acerca de qué puede esperar el paciente del tratamiento.
  • Exposición:  El paciente se debe exponer a las situaciones evitadas, como por ejemplo, salir al cine, ir al shopping o a una plaza. Se debe incluir también la exposición interoceptiva, la cual busca la exposición a las sensaciones físicas que el paciente asocia con la agorafobia.
  • Cambios en el estilo de vida que involucre ejercicio, suficiente descanso y buena nutrición.
Artículo relacionado:
La instrucción musical podría aumentar conexiones neuronales en los niños

Fuente de la infografía: NTMX 

Fuente: NLM