El sobrepeso y la obesidad son definidas por la Organización Mundial de la Salud como la acumulación anormal o excesiva de grasa que puede ser perjudicial para la salud (OMS | 10 datos sobre la obesidad, 2017). De hecho, se asocian a ella muchas otras comorbilidades con gran potencial dañino en ellas mismas: hipertensión, hipercolesterolemia, diabetes tipo 2, por nombrar sólo algunas.

Un nuevo estudio encontró que las personas que son obesas durante el embarazo presentan más probabilidades de tener hijos varones con habilidades motoras deterioradas en preescolar y con coeficientes intelectuales más bajos en la infancia media. Y esto no es todo: las diferencias son comparables al impacto de la exposición al plomo en la primera infancia. No se encontró ningún vínculo entre las niñas (Widen et al., 2019).

El equipo de investigación de la Universidad de Texas en Austin y la Universidad de Columbia estudió a 368 madres y sus hijos, todos de circunstancias económicas y vecindarios similares, durante el embarazo y cuando los niños tenían 3 y 7 años de edad.

A los 3 años, los investigadores observaron las habilidades motoras de los niños y descubrieron que la obesidad materna durante el embarazo estaba fuertemente relacionada con las habilidades motoras más bajas en los niños. A los 7 años, volvieron a medir a los niños y descubrieron que aquellos cuyas madres tenían sobrepeso u obesidad durante el embarazo habían obtenido 5 o más puntos menos en las pruebas de coeficiente intelectual a gran escala, en comparación con los pequeños cuyas madres habían tenido un peso normal.

“Lo sorprendente es que, incluso utilizando diferentes evaluaciones de desarrollo apropiadas para la edad, encontramos estas asociaciones tanto en la infancia temprana como en la media, lo que significa que estos efectos persisten en el tiempo,” dijo Elizabeth Widen, profesora asistente de ciencias nutricionales en la Universidad de Texas en Austin. “Estos hallazgos no tienen la intención de avergonzar o asustar a nadie. Estamos empezando a comprender algunas de estas interacciones entre el peso de las madres y la salud de sus bebés.”

No está claro por qué la obesidad en el embarazo afectaría a un niño más tarde, aunque estudios anteriores han demostrado vínculos entre la dieta de la madre y el desarrollo cognitivo del niño, como los puntajes más altos del coeficiente intelectual en los niños cuyas madres tienen más de ciertos ácidos grasos que se encuentran en el pescado.

Widen dijo que las diferencias en la dieta y el comportamiento pueden ser factores impulsores, o el desarrollo fetal puede verse afectado por algunas de las cosas que tienden a suceder en los cuerpos de las personas con demasiado peso extra, como inflamación, estrés metabólico, trastornos hormonales y grandes cantidades de insulina y glucosa.

Los investigadores controlaron varios factores en su análisis, incluidos la raza y el origen étnico, el estado civil, la educación de la madre y el coeficiente intelectual, así como si los niños nacieron prematuramente o estuvieron expuestos a irritantes ambientales como la contaminación del aire. Lo que las madres embarazadas comieron o si amamantaron no se incluyeron en el análisis.

Artículo recomendado:
Las personas que sufren de pesadillas tienen mas riesgo de autolesionarse

El equipo también examinó y tomó en cuenta el entorno enriquecedor en el hogar de un niño en la primera infancia, observando cómo interactúan los padres con sus hijos y si el niño recibió libros y juguetes. Se descubrió que un entorno familiar acogedor reduce los efectos negativos de la obesidad.

Este estudio no es el primero en mostrar que los niños parecen ser más vulnerables en el útero. Un estudio de 2018 encontró un coeficiente intelectual de menor rendimiento en los niños, pero no en las niñas, cuyas madres estuvieron expuestas al plomo, y un estudio de 2019 sugirió que los niños cuyas madres tenían fluoruro en el embarazo obtuvieron puntuaciones más bajas en una evaluación del coeficiente intelectual (Green et al., 2019).

Otro estudio encontró que la obesidad previa al embarazo también se asocia con puntuaciones más bajas de desarrollo psicomotor en niños a los 3 años, en hijos de grupos minoritarios y de bajos ingresos (Nichols et al., 2020).

Debido a que el coeficiente intelectual de la infancia es un predictor del nivel educativo, el nivel socioeconómico y el éxito profesional más adelante en la vida, los investigadores dijeron que existe la posibilidad de que los efectos duren hasta la edad adulta.

Widen aconsejó a las personas con obesidad o sobrepeso cuando quedan embarazadas que consuman una dieta bien balanceada que sea rica en frutas y verduras, tomen una vitamina prenatal, se mantengan activas y se aseguren de obtener suficientes ácidos grasos como el que se encuentra en el aceite de pescado. También es importante brindarles a los niños un ambiente familiar acogedor, al igual que ver a un médico regularmente, incluso durante el embarazo para hablar sobre el aumento de peso.

Referencia bibliográfica:

Green, R., Lanphear, B., Hornung, R., Flora, D., Martinez-Mier, E. A., Neufeld, R., … Till, C. (2019). Association Between Maternal Fluoride Exposure During Pregnancy and IQ Scores in Offspring in Canada. JAMA Pediatrics. https://doi.org/10.1001/jamapediatrics.2019.1729

Nichols, A. R., Rundle, A. G., Factor-Litvak, P., Insel, B. J., Hoepner, L., Rauh, V., … Widen, E. M. (2020). Prepregnancy obesity is associated with lower psychomotor development scores in boys at age 3 in a low-income, minority birth cohort. Journal of Developmental Origins of Health and Disease, Vol. 11, pp. 49-57. https://doi.org/10.1017/s2040174419000412

OMS | 10 datos sobre la obesidad. (2017). Recuperado de http://www.who.int/features/factfiles/obesity/es/

Widen, E. M., Nichols, A. R., Kahn, L. G., Factor-Litvak, P., Insel, B. J., Hoepner, L., … Rundle, A. (2019). Prepregnancy obesity is associated with cognitive outcomes in boys in a low-income, multiethnic birth cohort. BMC Pediatrics, Vol. 19. https://doi.org/10.1186/s12887-019-1853-4

Fuente: Psychcentral

Comparte tu opinión

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.