condesign / Pixabay

Recientemente la Escuela de Salud Pública de Harvard, eliminó la leche y otros productos lácteos de su guía de alimentación saludable, llamada Healthy Eating Plate, sugiriendo preferiblemente sustituirla tanto por agua, como por una dieta rica en vegetales que aporten las cantidades requeridas de calcio y hierro.

Aunque la publicación hecha por Harvard dañó un poco la reputación de la leche, un nuevo estudio podría sugerir que es beneficiosa para nuestro cerebro, porque en ella es un precursor del glutatión, el antioxidante más importante producido por el cuerpo humano que protege a las células del estrés oxidativo.

El estudio, realizado por la Universidad de Kansas Medical Center y publicado en la American Journal of Clinical Nutrition , ha encontrado una correlación entre el consumo de leche y el aumento de los niveles del glutatión en el cerebro de adultos sanos.

Los participantes que habían consumido leche recientemente tenían mayores niveles de glutatión en sus cerebros

El estudio contó con 60 participantes, cuyas dietas fueron supervisadas y luego se compararon sus niveles de glutatión mediante resonancias magnéticas. El Dr. Choi profesor asociado de neurología y la Dra. Sullivan profesora de dietética y presidenta de la nutrición en KU Medical Center, autores del estudio, encontraron que los participantes que habían consumido leche recientemente tenían mayores niveles de glutatión en sus cerebros. Esto es importante, según los investigadores, ya que el glutatión puede ayudar a evitar el estrés oxidativo y el daño resultante causado por los compuestos químicos reactivos producidos durante el proceso metabólico normal en el cerebro. “El estrés oxidativo es conocido por estar asociado con un número de diferentes enfermedades y condiciones, incluyendo la enfermedad de Alzheimer, enfermedad de Parkinson y muchas otras condiciones”, dijo el Dr. Choi.

«Durante mucho tiempo hemos pensado en la leche como algo muy importante para los huesos y muy importante para los músculos», dijo Sullivan. «Este estudio sugiere que podría ser importante para nuestro cerebro.»

Preliminarmente esta investigación buscaba determinar el efecto preciso del consumo de la leche en el cerebro humano, pero no sugiere que debas beber más leche de la indicada.

Fuente: Psypost

Andrés Díaz
Estudiante de psicología y escritor en psyciencia interesado en la psicología y neurociencias