Fabiola Czubaj para La Nación:

Calma. Así se llama la primera aplicación interactiva para celulares orientada a prevenir el suicidio en los adolescentes y los jóvenes. Durante seis meses, un equipo de psiquiatras y psicólogos argentinos trabajó en esta herramienta que se puede descargar y usar de manera gratuita.

Este “salvavidas” portátil para el manejo de una crisis que puede llevar a la muerte se presentó en Mar del Plata, durante el Congreso Argentino de Psiquiatría, que organizó la Asociación de Psiquiatras Argentinos (APSA). Un equipo de investigadores del Instituto de Farmacología de la Facultad de Medicina de la UBA explicó cómo funciona esta aplicación que no reemplaza el tratamiento especializado, pero puede complementarlo.

“Uno de nuestro intereses centrales es el estudio de la conducta suicida”, explicó Federico Daray, investigador adjunto del Conicet. “Estuvimos trabajando en intervenciones para la prevención en los adolescentes y los jóvenes. Es un tema muy grave en nuestro país, donde las cifras se duplicaron en estos 15 años y, actualmente, es la segunda causa de muerte en esos grupos”, dijo en diálogo con LA NACION antes de la presentación de Calma.

Ya era hora de que la psicología en Latinoamérica aproveche todos los recursos digitales de nuestra era en beneficio de la prevención del suicidio y de la salud mental en general. Calma no es la primera aplicación para prevenir el suicidio. Hay otras apps que también han funcionado bastante bien, pero lamentablemente están en inglés. Calma está diseñada completamente en español, por terapeutas de la región y utiliza los recursos de la Terapia Dialéctica Conductual, una de las terapias especialmente diseñadas para los trastornos de desregulación emocional e intentos de suicidio que cuenta con buena evidencia de su efectividad.

SPONSOR EXCLUSIVO
Artículo relacionado:
España presenta su primer plan de prevención de suicidio

La app está disponible para Android y pronto para iOS.

Para más detalles visita su página web oficial.

Lee el artículo completo en La Nación.

Comparte tu opinión

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.