Cortesía de skeeze | Pixabay. Escena de una película silenciosa protagonizada por Ronald Coleman y Madeleine Carroll

En algunas personas, los estímulos visuales evocan sensaciones auditivas, una experiencia que los investigadores llaman vEAR, o sinestesia auditiva de movimiento.

Si alguna vez has visto un vídeo silencioso de un hombre gritando y has escuchado realmente el grito, puede que estés dentro del 20-30% de personas que experimentan este fenómeno, de acuerdo con los investigadores Christopher Fassnidge y Elliot Freeman.

Fassnidge y Freeman publicaron hace 10 años el primero artículo en torno al vEAR; ahora, luego de una década de espera, ambos dan continuidad al tema a través de una publicación en Cortex donde nos informan que este curioso hecho se trata, en realidad, de algo notablemente común que podría presentarse en el 20-30% de las personas.

Para llegar a esta conclusión, los investigadores examinaron los datos de más de 4,000 voluntarios, junto con 126 participantes pagados. El grupo completo visualizó 24 videos silenciosos de 5 segundos de duración de escenarios del mundo real y también imágenes más abstractas, como patrones cambiantes. Usando una escala de 0 a 5, indicaron cuánta sensación auditiva experimentaron con cada video.

Cortesía de Giphy | ¿Escuchas algo?

También respondieron una serie de otras preguntas, incluso sobre la experiencia pasada de vEAR y cualquier otra sinestesia (cuando una percepción a través de una modalidad sensorial desencadena una percepción sensorial en otra modalidad).

El 31 por ciento de este grupo pagado (un porcentaje aún mayor, de hecho, que en el grupo no remunerado más grande) informó de una experiencia pasada de vEAR.

En lo que respecta a los resultados de la encuesta, cualquier persona que calificó la mitad de los videos en 3 o más se identificó como sujeto experimentador de vEAR. Poco más del 20 por ciento de los participantes pagos cayeron en esta categoría.

Estos hallazgos sugieren que el fenómeno dista mucho de ser considerado raro.

Los videos de mayor audiencia a menudo representan eventos relativamente familiares que se asocian de manera confiable con sonidos particulares (como puños golpeando un saco de boxeo), lo que sugiere que la comprensión de lo que está sucediendo en la escena estuvo involucrada en la experiencia de vEAR.

Artículo recomendado:  (Infografía) Neuronas neuróticas

Sin embargo, en las personas que informaron experiencia previa de vEAR, incluso los videos que contienen patrones abstractos parpadeantes o en movimiento podrían desencadenar percepciones de sonido.

Una cuestión de energía

Fassnidge y Freeman descubrieron que estos videos tenían altos niveles de “energía de movimiento” sin procesar (imagine un letrero de neón parpadeante, por ejemplo, comparado con un video silencioso de una persona gritando, mucha más energía, ¿correcto?).

Cortesía de Giphy

Esta sensibilidad específica a la energía del movimiento sugiere, según los investigadores, que en algunas personas el movimiento visual – más que el significado de una escena – afecta las percepciones auditivas directamente.

Dado que los participantes con experiencia previa en vEAR también tenían más probabilidades de informar otras sinestesias, como ver flashes en reacción a escuchar sonidos repentinos en la oscuridad, es posible que los dos fenómenos estén relacionados.

La sinestesia se ha asociado con una “excitabilidad” cortical más alta de lo normal, y los investigadores consideran que la excitabilidad cortical también podría estar involucrada en el vEAR.

Dado que los voluntarios no remunerados fueron reclutados a través de anuncios con texto como “¿Experimenta movimiento auditivo?“, es posible que haya un sesgo de autoselección. Pero, en la inscripción, los participantes pagos no sabían de qué se trataba el estudio, por lo que, en teoría, deberían ser más representativos de la población general.

Fuente: Research Digest; Science Direct

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.