Un nuevo paper publicado en la revista Sleep Medicine y realizado por científicos de la Universidad Adelaide con estudiantes de secundaria, nos ofrece nuevas evidencias sobre el vínculo entre permanecer despierto durante la noche y la depresión en adolescentes.

En la investigación, los adolescentes que fueron más activos por las noches (cronotipo vespertino) eran más propensos a sufrir de depresión o insomnio. Este grupo fue también más proclive a presentar el trastorno obsesivo-compulsivo, ansiedad de separación, fobia social e incluso podrían conducir a problemas de alcohol y el uso indebido de drogas en la adolescencia. Estos datos dejan una importante evidencia sobre la cercana relación que existe entre el insomnio y dichos trastornos.

Los adolescentes que fueron más activos por las noches (cronotipo vespertino) eran más propensos a sufrir de depresión o insomnio.

El equipo dirigido por el Dr. Pasquale Alvaro encuestó a más de 300 estudiantes de secundaria que tenían entre 12-18 años, lo que permitió comprender mejor sus hábitos de sueño, problemas de salud mental y la hora del día que eran más activos.

Artículo relacionado:
Los adolecentes agotados son 4.5 más propensos a cometer crímenes cuando cumplen 30 años

Los datos de este estudio sostienen la idea de que los programas de prevención y tratamientos para el insomnio y la depresión deberían considerar incluir en sus estrategias la combinación de la salud mental, el sueño y la preferencia por estar despierto a la noche. Así como también,  los enfoques de prevención y tratamiento para la ansiedad también deberían considerar el vínculo entre el insomnio y la depresión.

Fuente: PsyPost
Imagen: Erin Mccolen (Flickr)

Andrés Díaz
Estudiante de psicología y escritor en psyciencia interesado en la psicología y neurociencias